Versión con fondo blanco, para ojos sensibles

www.OLVIDADOS.com.ar - Avila + Netomancia

11 de noviembre de 2010

El día de mañana

El día baña de luz las profundidades: es la señal.
Como cucarachas, abandonan sus escondites nocturnos.
Caminan torpemente, se topan entre si y gruñen como bestias; algunos se dañan.
Son figuras humanas, pero sus rostros son el reflejo de la muerte, del horror.
Avanzan en dirección sur, como un rebaño.
Algunos caen en la ruta, barriendo con el cuerpo fulminado el polvo, convirtiéndose en algo más del paisaje.
Nadie encabeza la marcha, es un andar desprolijo, como una manada sin pastor.
Los buitres vuelan bajos e intentan descensos rapaces a los rostros de esos seres, que se defienden con manotazos y gruñidos al aire.
El sol no tiene piedad con esos cuerpos y brilla con violencia desde lo alto.
El sudor empapa a los andantes, la muerte sucumbe a su paso.
Para la tarde, un pequeño pueblo aparece en lo alto de una colina.
Los caminantes transitan sus calles, pero no se detienen, ni siquiera se preocupan por saber si hay gente en las viviendas. Quizá ya saben la respuesta.
La marcha los devuelve al desierto.
Pasan entre tanques y vehículos del ejército, abandonados para siempre bajo el cielo del mundo.
A lo lejos divisan otro rebaño de seres torpes, como si un espejo los reflejara. Salvo que no es un espejo.
Se miran con furia, con instinto de supervivencia.
Se lanzan al combate, unos contra otros; sus brazos se transforman en armas, arrancan ojos, quiebran brazos, rompen costillas.
El desierto es ahora un mar de sangre, el sol ante el horror comienza a retroceder
Los sobrevivientes, siguen su camino, hacia el horizonte.
Comienza a anochecer en el medio de la nada de aquel futuro espantoso.
Los seres torpes buscan refugio.
Saben que el sol los vendrá a buscar luego.
Para seguir caminando.
Para seguir existiendo.

11 comentarios:

SIL dijo...

Si los Editores de la biblia en donde el famoso Apóstol se explayó con su Apocalipsis, te hubieran tenido a tiro, Juan se quedaba sin laburo en un ratito.

;)

Great, Netuzz, en fondo, forma y mensaje.

TKmucho

SIL

Netomancia dijo...

Doña Sil, ya le dije que deje la biblia sobre la mesa de luz jaja. De todas formas no fue Juan el apóstol el que escribió el apocalipsis, fue otro. Saludos!!!

Felipe R. Avila dijo...

Ah, pillin, este Neto...pero claro, tenés razon:ninguno de los evangelios fue escrito por los apóstoles,es cierto, el mas antiguo es de alrededor del 100 d.C.
Es decir,los otros todavía son de mucho después.
Sobre el cuento:
Lo original de tu relato es que al contrario de los vampiros y otros etcéteras, estos bichos in-humanos salen a pasear su horror a la luz del sol...
¡Y qué bien narrado,che!

Con tinta violeta dijo...

Impresionante relato. Lo que mas aterra es la realidad que lo envuelve. Esa masa...esa forma de arrastrarse y destruirse...uf ¡escalofriante!
Genial Neto.
Abrazos!!!

Sonia. dijo...

Que poderosas imagenes has escrito, imagenes muy vividas y llenas de intensidad... describes tan bien que me siento una bandida... de verdad no tengo que pagar por leerte?

gracias!!!

;)

un besote

Nicotina dijo...

Sos una masa Neto, que quere que te diga culiao! Jajajaaaaa! Aguante los zombies..

Netomancia dijo...

Don Felipe, si, se le atribuye mal a Juan la autoría del Apocalipsis, sería otro Juan el que lo escribió. Atenti con estos bichos/gente del futuro, gustan del sol y de la violencia. Vecinos ideales! Un abrazo!

Doña Tinta, es una visión apocalíptica del futuro como dijo doña Sil, aunque con menos decorados que la Biblia ja. Gracias. Saludos!

Sonia, no insistas que te cobro entrada jaja. Muchas gracias! Saludos!

Don Nico, si fuera una masa, ya me habrían comido, siempre están garroneando comidas por acá (leáse don Sergio). Gracias! Un abrazo!

mariarosa dijo...

Un submundo del futuro, que buena imaginación. Una narracíón clara, tan buena que da escalofrío... ¿Llegaremos a ser así?

Como siempre te dejo mi aplauso.

mariarosa

Mannelig dijo...

¡Brutal! ¡Genial! Menos mal que nos queda la noche...

Netomancia dijo...

Doña Mariarosa, ojalá que no, que solo sea ficción! Gracias! Saludos!!!

Don Mannelig, algo nos queda, al menos de momento... un abrazo!

HUMO dijo...

Me quedé sin aliento!
Superdotado!

=) HUMO